Dirección del Club: C/ Obispo Acuña s/n Ciudad Deportiva Municipal. Despacho 22 C. P. 49017  -  ZAMORA

Teléfono: 980 - 50 55 88  //  980 - 52 65 55        Fax: 980 - 50 55 88  //  980 - 52 65 55

zamorafutbolfemenino@hotmail.com

CRÓNICA. EL CAJA RURAL SE DESPIDE DE SU FEUDO CON DERROTA A TRAVÉS DE UN ARBITRAJE NEFASTO (1-3).

 

De nuevo, el otro fútbol volvió a aparecer en Zamora. Incomprensiblemente el “colegiado” de hoy estaba más pendiente de provocar a las chicas, y de sancionar acciones inexistentes para ver su reacción, que de dirigir un encuentro de fútbol. Saben de antemano los árbitros que con las chicas tienen carta blanca, nadie les hace informes y quieren llamar la atención de estas con decisiones notorias fuera de reglamento. La vena machista y chulesca sale a florecer cuando dirigen un encuentro de chicas. Lamentable pero real. En ningún campo de los que hemos visitado el trato de los colegiados es como el de los de la capital zamorana. A ciertos individuos la palabra árbitro le queda grande y no son dignos de llevar la camiseta del Comité.

Al equipo de Nacho le costó entrar en el partido, los primeros minutos fueron de adaptación de las amarillas a un juego directo y físico como el de las del Alhondiga. Las chicas amarillas llegaban tarde al balón y estaban desubicadas sobre el campo. En el minuto 14 las visitantes aprovechaban un error defensivo para ponerse por delante en el marcador con un tiro desde la frontal.

Las del Caja Rural responden a este primer gol con ganas, lucha y trabajo para evitar que las madrileñas continúen siendo superiores sobre el césped y lo consiguen. El fruto de ese cambio de actitud fue el gol amarillo como consecuencia de una buena jugada de equipo que culmina Bea con un gran centro y Ana con un buen remate.

Como la alegría dura poco en la casa del pobre, el “arbitro” se inventa un penalti para impedir que las de Nacho puedan alcanzar la victoria y las visitantes lo aprovechan para volver a ponerse por delante.

La respuesta de las jugadoras zamoranas fue de enfado deportivo para luchar más, pelear más e intentar equilibrar la balanza antes del descanso. Ocasiones si hubo pero el balón no quiso entrar.

En la segunda parte las de Nacho continuaron el buen hacer del final de la primera parte. Fueron mejores que sus rivales y crearon, con mucho juego, un buen puñado de ocasiones para empatar. Las amarillas lo estaban dando todo, peleando cada balón y sintiéndose dueñas del partido. Nuevamente, el “árbitro”, quiso volver a tener el protagonismo del partido, y aunque las amarillas querían dar que hablar con su buen hacer, el colegiado se inventó una falta al borde del área, que no desaprovecharon las de Getafe, y marcaron el definitivo 1 a 3.

Al final del encuentro el entrenador zamorano se encontraba contrariado con lo sucedido durante el partido. “El primer gol ha sido error nuestro, pero eso no le da derecho al árbitro de machacar a las niñas. Si no lo hace  adrede, el colectivo arbitral tiene un serio problema con este tipo de personas, y si lo hace adrede más”

 

15/04/2018